LA MONARQUÍA EN MÉXICO

20.03.2019

¿LA RESOLUCIÓN AL ESTANCAMIENTO?

México sufre desde hace ya varios años, sino es que desde siempre, la incapacidad de proliferar como la nación rica y prospera que descansa bajo su sombra de pobreza y miseria que nos vuelven un país al margen de las grandes potencias, pese a albergar más riquezas que muchas de esas potencias.

La república es un juego de vaivenes, como prolifera una ideología estructural un sexenio al siguiente puede ser disuelto por la oposición que cambia el panorama de manera radical, esto no ocurre en la monarquía, la monarquía es un modelo que asegura la estabilidad, la continuidad; la imparcialidad, el monarca, pese a no gobernar, es garante del buen gobierno, y por ende, auditor del primer ministro para, con objetividad y anteponiendo sobretodo el diálogo, garantizar que este cumpla, con los paramatros estipulados, desde su ascención al puesto (de primer ministro), pero con la mira del verdadero bienestar mexicano y no solo del colectivismo o afinidades de indole político.

La rectitud del monarca lo hace el verdadero representante y voz del pueblo para con el primer ministro, figura que sustituiría a la del presidente, plantenado las exigencias demandadas, instando a las medidas obvias y auditando el buen funcionamiento del ejecutivo. Además el emperador de México sería un eje fundamental del enfoque caritario contundente, no asistencialista, de la jefatura del estado. Como añadido no menos primordial tenemos que el monarca, al ostentar la jefatura del estado sería comandante supremo de las fuerzas armdas, garantizando el no uso de las mismas para medidas opresoras por parte de los partidos políticos en el gobierno; cara de la nación mexicana, que lo vuelve una cara limpia al no tener ataduras políticas, eje de la voz del pueblo, representante legitimo ajeno a la corruptibilidad de la política convencional.

LA CASA IMPERIAL

Siempre recalcando la incapacidad del heredero legítimo de los dos imperios anteriores, Maximiliano de Gotzen-Iturbide, dado que este mismo ni se le conoce, ni esta involucrado en la política mexicana ni en enfoques sociales de ninguna forma, no es la cabeza de convergencia que debe representar el monarca mexicano, no es para nada la imagen de dedicación que debe significar.

La Casa de Pimentel es la propuesta mas contundente, clara concisa y directa desde hace más de 150 años, caída del imperio de Maximiliano. S.A.I. Jorge Luis Pimentel, trabaja día a día para dignificar la imagen del monarquismo en México, ardua labor, dado que en ese mismo tiempo la república se ha consolidado incluso como un valor del Estado mexicano; además, su alteza imperial trabaja en el activismo político para promover las causas del pueblo mexicano, e instar a las mismas a llegar al congreso, es decir, ha forjado una vía de participación legitima que se ve fortalecida en su plataforma con el pasar de los días, esta es el Movimiento Conservador Verde.